Bolsa e Inversión
Una fuente indispensable de información a su servicio

¿Qué día sube la pensión? ¿Y el sueldo de los funcionarios? Así te afectan al bolsillo los Presupuestos



Con el sí del Congreso de los Diputados del jueves, los Presupuestos Generales del Estado para 2018 quedan definitivamente aprobados. Las cuentas para el año ya en curso traen buenas noticias sobre todo a funcionarios –que desde 2010 han perdido un 14% de su poder adquisitivo-, pero también a pensionistas, familias que estén a punto de tener un hijo y visitantes habituales de las salas de cine. Estas son las principales novedades de unos Presupuestos que diseñó el Gobierno del PP pero que tendrá que aplicar el PSOE.
Funcionarios. El equipo de Cristóbal Montoro diseñó unos Presupuestos que consagraban el pacto que el Gobierno había firmado a principios de año con los sindicatos. Entonces se acordó que los empleados públicos cobraran hasta un 8% más en tres años. Las cuentas para este año incluyen una subida segura del 1,75% a la que se podrían añadir dos décimas, hasta el 1,95%, según lo que decida cada administración para determinados colectivos. Así, de los 29.456 euros de sueldo bruto medio anual en el sector público, según la Encuesta Cuatrienal de Estructura Salarial de 2014 del INE, un funcionario pasaría a recibir este año 29.971, es decir, 515 euros brutos al año más. Se estrena así un complicado sistema de revisión salarial para los trabajadores públicos, según el cual habrá un incremento fijo (del 2,25% en 2019 y 2% en 2020) y otro variable en función de la marcha de la economía.
¿Cuándo notarás la subida los trabajadores públicos? La revisión salarial afectará en el mes siguiente a la publicación de la ley de Presupuestos en el Boletín Oficial del Estado. Así, fuentes gubernamentales explican que será en julio o agosto —dependiendo de si da tiempo a publicarlo en el BOE antes del comienzo de julio— cuando entre en vigor las alzas. Pero además, la medida es retroactiva: es decir, con efectos desde el 1 de enero. Así que cuando se pague la primera subida mensual, también se pagarán también las subidas correspondientes a los seis o siete primeros meses del año.
Pensionistas. A última hora, después de haber presentado su proyecto de Presupuestos, el Gobierno de Mariano Rajoy aceptó —presionado por el PNV, cuyos votos eran imprescindibles para sacar adelante las cuentas— elevar las pensiones al mismo ritmo que los precios para que ningún jubilado pierda poder adquisitivo. El pacto compromete al Gobierno a elevar las pensiones al menos un 1,6% este año y un 1,5% en 2019. Los pensionistas que hasta ahora recibieran 937 euros —jubilación media el pasado mes de junio— pasarán a cobrar 952 euros. 15 euros más. La variación será mayor, de hasta el 3%, para las pensiones mínimas.
Fuentes del Ministerio de Trabajo aseguran que la revalorización de la pensión será automática nada más ser publicada en el BOE; y que el pago de las subidas de los meses previos de este año tardará un poco más, dada la complejidad del sistema informático, pero que en cualquier caso es un desembolso que se hará “en cuestión de días”. Si, por ejemplo, se pagaran en julio de golpe el aumento de la paga más los atrasos de las seis pagas de enero a junio (por ser también una medida retroactiva que entra en vigor con efectos del 1 de enero) ese mes los pensionistas que cobran hasta ahora la pensión media (937 euros) cobrarían además 105 euros (los 15 euros de la subida de julio y las subidas acumuladas de los seis meses anteriores).
IVA del cine. En la que ha sido una de sus últimas decisiones de calado en el Gobierno, el PP ha dado una alegría al cine, un sector con el que ha mantenido sonoras discrepancias. Quien vaya a ver una película al día siguiente de la publicación de la ley en el BOE ya notará una rebaja sustancial: el IVA será del 10% en lugar del 21% actual. Quien vaya a ver hoy Jurassic World: El Reino Caído pagaría hoy en un cine del centro de Madrid 9,9 euros. La misma entrada con el IVA reducido pasaría a costar 9 euros, con el consiguiente ahorro de 90 céntimos, siempre que el cine traslade directamente a la entrada toda la bajada del IVA y no se guarde algo para elevar el margen. Con esta decisión, Montoro dio marcha atrás al paso que él mismo había dado en 2012, cuando subió al 21% el IVA de la cultura y el ocio. El arte ya se benefició en 2014 de una rebaja en este impuesto indirecto; al igual que los espectáculos en directo. Sin embargo, otros productos culturales como los CD o los libros electrónicos segurián soportando un IVA del 21%.
Baja por paternidad. Los últimos Presupuestos del PP incluían la ampliación en una semana del permiso de paternidad, que pasaba cuatro a cinco semanas. A última hora, el PP pactó con Unidos Podemos una enmienda para que estas cinco semanas de los empleados públicos puedan utilizarse sin la obligación de simultanearlas con las de la madre. Así, tras la baja de 16 semanas de la madre, el otro progenitor podrá sumar otras cinco semanas, ampliando el periodo total de permiso de ambos progenitores en 21 semanas.
Rebaja del IRPF. PP y Ciudadanos cerraron un acuerdo en los Presupuestos para mejorar algunos aspectos de los contribuyentes del Impuesto sobre la Renta. Entre otras cosas, se subió el umbral de tributación de 12.000 a 14.000 euros y se mejoró la reducción de rendimientos del trabajo para los salarios que van de 14.000 a 18.000 euros. Además, las cuentas para 2018 establecen una deducción de 1.200 euros por cónyuge discapacitado y una ampliación en 600 euros de la deducción por familia numerosa en cada hijo. Según un informe de esta semana del Banco de España, estas modificaciones permiten a 3,1 millones de contribuyentes una rebaja media de 500 euros en su factura fiscal. Según este cálculo, los grandes beneficiados de la reforma son las clases medias, los jubilados y los jóvenes. Sin embargo, todo esto se notará cuando se haga la declaración de la renta de 2018, que no se realiza hasta 2019.