Bolsa e Inversión
Una fuente indispensable de información a su servicio

Las Bolsas de Londres y Fráncfort alcanzan un acuerdo para su fusión



La Bolsa de Londres y la alemana Deutsche Börse han llegado a un acuerdo formal para su fusión "entre iguales" que permitirá crear un grupo global en Europa. En un comunicado, la London Stock Exchange (LSE) señala que sus accionistas recibirán el 45,6% de los títulos del grupo combinado, mientras que los inversores de su nueva socia alemana —que gestiona, entre otros, el parqué de Fráncfort— percibirán el 54,4%. Se mantiene, por tanto, el canje pactado el mes pasado. Las acciones de ambas compañías han acogido la decisión con subidas, aunque algo inferiores a cuando se anunció el acuerdo preliminar de fusión.
"Tras la aprobación del consejo de supervisión, el consejo de administración de Deutsche Börse ha cerrado hoy un acuerdo para la combinación del negocio con LSE bajo un holding británico", afirma la compañía alemana en un comunicado. El consejero delegado de la LSE, Xavier Rolet, ha remarcado, por otro lado, que ambas firmas crearán un grupo "líder en infraestructuras para mercados globales". El anuncio llega en un momento en el que el operador de la Bolsa de Nueva York (NYSE) sopesaba lanzar una oferta paralela por el parqué londinense.
La unión de la LSE, fundada en 1801, y Deutsche Börse, creada en 1992, debe ser aprobada por las autoridades europeas de defensa de la competencia y por los accionistas de ambas compañías. Debería concluir, según los cálculos del operador germano, "a finales de este año o en el primer trimestre de 2017".
Tal y como se pactó en febrero, el nuevo gigante europeo de la gestión bursátil estará controlado por un órgano de gobierno único que estará compuesto por el mismo número de representantes de la firma alemana (8) y la firma británica (8). Al frente de ese consejo de administración estará Donald Brydon, actual presidente de LSE, mientras que el primer ejecutivo de la fusionada será Carsten Kengeter, hoy consejero delegado de Deutsche Börse. El director financiero del grupo será David Warren, que ahora ocupa ese mismo cargo en la gestora del parqué de Londres. La sede será compartida entre Londres y Fráncfort, según el comunicado del operador germano.
Según sus cálculos, las sinergias de costes o ahorros derivados de la fusión (una de las variables clave en cualquier operación corporativa de este tipo) ascenderán a 450 millones de euros anuales y vendrán de la mano de una reducción las duplicidades y una mayor eficiencia conjunta de los sistemas tecnológicos.
Deutsche Börse destaca que la fusión de ambos grupos "reforzará" la importancia de dos ciudades clave para las finanzas europeas: Fráncfort, sede del BCE y capital económica del país más poblado del Viejo Continente, y Londres, uno de los principales centros financieros del mundo.
En el año 2000, una operación muy similar a la que hoy sale adelante fue vetada por los entonces propietarios de LSE. Cuatro años más tarde, el plan de fusión de la Bolsa de Londres con la paneuropea Euronext —propietaria, entre otras, de los parqués de París, Ámsterdam, Bruselas y Lisboa— también descarriló por la oposición de uno de los principales inversores de LSE, el fondo TCI.