Bolsa e Inversión
Una fuente indispensable de información a su servicio

Telefónica aumenta su beneficio un 69,6% hasta septiembre



Telefónica obtuvo un beneficio neto de 4.577 millones de euros en los nueve primeros meses de 2015, lo que supone un aumento del 69,6% sobre los obtenidos en el mismo periodo del año anterior, empujado por la recuperación de los ingresos y el balance de varias operaciones extraordinarias.
Los ingresos de datos móviles e Hispanoamérica (sin Brasil) son las principales palancas del crecimiento de los ingresos consolidados del grupo, que hasta septiembre suman 35.337 millones de euros, contando la aportación de nuevos negocios. Los ingresos crecen un 11,9% si se corrige la cifra del año pasado descontando los ingresos de la filial británica y aislando el efecto de la devaluación en Venezuela. En comparación con la cifra real publicada hace un año para el periodo enero-septiembre, que fue de 37.978 millones, los ingresos caen un 7%. El beneficio bruto operativo (Oibda) aumenta el 5,7% y se sitúa en 11.013 millones de euros, ajustando la cifra del año pasado, pero cae con fuerza respecto a la publicada entonces. El margen de rentabilidad cae 1,8 puntos porcentuales hasta el 31,2%.
La recuperación del consumo y el buen comportamiento de la actividad comercial del trimestre por los paquetes de servicios Fusión, impulsaron el negocio en España, de forma que los ingresos crecen interanualmente en el trimestre (+0,2%), algo que no sucedía desde el tercer trimestre de 2008. Movistar Fusión supera los cuatro millones de clientes, tras registrar una ganancia neta trimestral de 126.000 usuarios.
Las operaciones extraordinarias aportan 2.188 millones al resultado
En el alza de resultados también influyeron el efecto positivo de varios extraordinarios con la incorporación de E-Plus (Alemania), GVT (Brasil) y DTS-Canal + (España), así como la venta de O2 en Reino Unido.
La venta de la filial británica es la que explica el crecimiento de los beneficios del grupo. En conjunto, las operaciones en discontinuación aportan 2.188 millones de euros al resultado neto hasta septiembre y son el auténtico motor de los resultados, pues el beneficio de las operaciones continuadas cae un 8,1%. De esos 2.188 millones, hay 1.257 millones que se los apunta Telefónica como activos por impuestos diferidos, esto es, impuestos a ahorrarse en el futuro por las fuertes minusvalías fiscales que declara por la venta de su negocio en el Reino Unido.
Tras la compra de GVT y Canal+, los clientes de Telefónica suman 327,2 millones de accesos totales, lo que supone un 12% más reportado (y un 1% más interanual orgánico), aunque disminuyen en 2,2 millones respecto a junio debido a la limpia de la base de clientes inactivos en Brasil. Los abonados de móvil crecen un 12% interanual y los de banda ancha fija un 10%, destacando los de fibra que alcanzan los 5,8 millones cuadriplicando la cifra del año anterior.
Cambio de tendencia en España
En España, la compañía alcanzó un hito al conseguir que un aumento de ingresos interanual en el tercer trimestre del 0,2%, aunque en el conjunto de los nueve primeros meses cayeron un 1,6%, hasta los 8.842 millones. Se trata de la primera vez en siete años que crece el negocio nacional en un trimestre. El Oibda fue de 3.933 millones de euros, un 4,5% menos.
En cuanto a los otros dos mercados destacados del grupo, Telefónica Brasil incrementó sus ingresos un 5,2% en términos reportados y un 2,8% el Oibda, aunque el resultado neto cayó un 43% por el alza del coste de la deuda. . En Alemania, la facturación mejora un 66,4% y un 65,1% el Oibda, al incorporar a las cuentas E-Plus.
La deuda financiera neta del grupo se sitúa en 49.691 millones de euros a 30 de septiembre de 2015 y disminuye 1.547 millones de euros en el trimestre. El ratio de endeudamiento (deuda neta sobre Oibda), considerando el cierre de la venta de O2 pendiente de las autorización de Bruselas, se situaría en 2,32 veces. La inversión en los nueve primeros meses se situó en 7.101 millones de euros, e incluye 1.587 millones de euros de adquisición de espectro.
El presidente de la compañía, César Alierta, ha señalado que los resultados del tercer trimestre reflejan "una nueva aceleración en las cifras de crecimiento orgánico” , y ha hecho hincapié en el mejor comportamiento del negocio en España “que vuelve al crecimiento interanual de ingresos tras siete años de intensa transformación” y que “presenta una mejora generalizada de la actividad comercial en prácticamente todos los servicios”.