Bolsa e Inversión
Una fuente indispensable de información a su servicio

Las firmas de inversión ven ahora más probable la salida de Grecia del euro



Tres de las principales firmas mundiales de inversión —JP Morgan, Credit Suisse y Barclays— incrementan, tras el resultado del referéndum de este domingo, la probabilidad de que Grecia abandone finalmente el euro. Pese a que las autoridades helenas se han esforzado en desligar el voto negativo de una potencial salida de la moneda única, la gran banca reitera su pronóstico: el fuerte respaldo al 'no' en el plebiscito sobre la propuesta de los socios europeos, que logró un 61,5% de adhesiones en las urnas, acerca este desenlace.
En un informe remitido a clientes, JP Morgan subraya que la salida de Grecia del euro es, tras el resultado del referéndum, "más probable" que su permanencia en la moneda única. "Las circunstancias son caóticas", añade Malcolm Barr, economista del gigante estadounidense de inversión, uno de los más importantes del mundo. Por su parte, el banco inglés Barclays cree aún posible evitar su salida de la moneda común europea pero sostiene que el voto negativo de los ciudadanos griegos convierte en "más probable" este escenario.
Más precisos son el banco suizo Credit Suisse y la consultora londinense Teneo Intelligence, que otorgan una probabilidad del 75% a la posibilidad de que Grecia abandone la moneda única. Al otro lado del Atlántico, la firma financiera Evercore ISI, ve un 67% de opciones de que la saga helena concluya con ese desenlace, el menos deseable para todas las partes. "Aunque todavía no ha puesto el piloto automático hacia la salida del euro, el resultado del referéndum complica mucho evitar este desenlace", añade Holger Schmieding, economista jefe del Berenberg Bank alemán en declaraciones a Bloomberg.
Los mercados han empezado la jornada en rojo, aunque las pérdidas son menores a las registradas el lunes pasado, después de que el Gobierno de Alexis Tsipras convocase la consulta griega sobre la propuesta de los socios europeos. Entonces, el Ibex 35 español registró su mayor caída en tres años (-4,56%), el Dax alemán se anotó una caída del 3,56%, el Cac francés cedió un 3,74% y el Ftse Mib de Milán retrocedió un 5,17%.